El Ayuntamiento de Alcalá de Henares va a poner en marcha, a partir del próximo fin de semana, una serie de medidas de mejora de la movilidad en la zona centro.

A partir del viernes 29 de mayo, la Plaza de los Santos Niños y las calles San Juan, Tercia y Postigo se convertirán en zonas peatonales. De esta manera, el Casco Histórico amplía notablemente sus espacios destinados exclusivamente a los peatones.

El alcalde de Alcalá de Henares, Javier Rodríguez Palacios, ha afirmado que “continuamos peatonalizando el Casco Histórico, tal y como hicimos el año pasado con la Plaza de Cervantes y la calle Libreros. A esta zona sumamos la Plaza de los Santos Niños y las calles Tercia, San Juan, y Postigo”.

Se trata de medidas que el Ayuntamiento trabajaba desde hace tiempo, antes de la aparición de la COVID-19, para profundizar en la estrategia de hacer nuestro Casco Histórico más atractivo. Y ahora en las actuales circunstancias es una medida aún más necesaria para preservar el distanciamiento social y ampliar los espacios para el paseo para los vecinos y vecinas de Alcalá”.

Por otra parte, la peatonalización de la Plaza de los Santos Niños permitirá también la instalación de veladores por parte de los establecimientos hosteleros, en la línea de facilitar la actividad económica en unos momentos especialmente difíciles para este tipo de establecimientos y favorecer el turismo hacia un destino seguro y cercano como es Alcalá.

A partir de este viernes, 29 de mayo, y de forma permanente se realizarán las siguientes medidas que complementarán a las ya iniciadas:

  • Peatonalización: es decir, cierre total de circulación para vehículos de las siguientes calles: c/ San Juan, Plaza de los Santos Niños, c/ Tercia hasta c/Seises y c/Postigo en el tramo desde c/Cardenal Tavera hasta confluir con la calle Victoria. Se permitirá solo el acceso para carga y descarga en horario de 8 a 11 horas.
  • Coexistencia: circulación de peatones y de vehículos de vecinos residentes en la calle en el tramo de la calle Postigo desde la plaza de Santa Ana hasta la calle Cardenal Tavera.

Para el concejal de Medio Ambiente y presidente de la Junta Municipal del Distrito II, Enrique Nogués, “esta nueva peatonalización permite la conexión de la Puerta Madrid y la Puerta de Santa Ana con la Plaza de los Santos Niños y la Plaza de Cervantes, uniéndose a la manzana peatonal que forma la Plaza de Cervantes con la calle Colegios (peatonalizada provisionalmente los fines de semana), y que conecta con la Plaza de Aguadores

De esta manera –según Nogués- se mejoran las condiciones de seguridad para la entrada natural de los vecinos y vecinas del Distrito II hacia el Casco Histórico por la Puerta de Santa Ana y calle Postigo”.

Además, se generan nuevos espacios para evitar las aglomeraciones en las calles del Casco Histórico y favorecer la movilidad peatonal respetando las medidas de seguridad y distanciamiento social dictadas por las autoridades sanitarias.

Como consecuencia de la peatonalización, el Ayuntamiento ha aprobado el cambio de sentido de circulación de las calles Empecinado, Santa Clara, La Merced, Siete Esquinas y Arratia, con el fin de mejorar la movilidad en la zona y favorecer la peatonalización sin perjuicio de la circulación de los vehículos.

Además, el Ayuntamiento va a aumentar las plazas de aparcamiento en la calle Andrés Saborit, modificando el tipo de aparcamiento en el lateral derecho de esta calle, pasando a ser aparcamiento en batería marcha atrás (espiga).

Corte del alcalde de Alcalá de Henares, Javier Rodríguez Palacios

por Ayuntamiento de Alcalá de Henares