La concejala de Patrimonio Histórico, Diana Díaz del Pozo, ha presentado esta mañana el trabajo de restauración de las cuatro Mazas Ceremoniales del Ayuntamiento, que datan de los siglos XVII y XVIII, y que como consecuencia de su uso continuado presentaban un deterioro importante, producto de la manipulación, caídas accidentales e intervenciones antiguas que comprometían su estado de conservación. Al acto de presentación han acudido Alejandro Chamorro, restaurador de las piezas, y Vicente Sánchez Moltó, cronista de la ciudad.

 

Se trata de unas piezas de gran valor, tanto por su alta calidad como por ser el símbolo del poder del Alcalde, que tenía el privilegio de acompañarse por dos maceros, ampliando su número a cuatro cuando Alcalá dejo de ser villa y paso a ser reconocida como ciudad por Carlos II en 1687. Esto explica por qué una de las parejas está realizada por el platero Gabriel de Ceballos y data de 1602, mientras que las otra pareja fue ejecutada por Mateo Pérez en 1743.

 

La concejala  de Patrimonio Histórico ha destacado que “las Mazas son un elemento de gran valor simbólico e importancia para Alcalá, pues están presentes en los actos más importantes que se celebran en nuestra ciudad, como son el aniversario del nacimiento de Cervantes, las fiestas de la Virgen del Val o la entrega del Premio Cervantes cada 23 de abril, y con esta actuación garantizamos su conservación, que estaba en peligro tanto por el gran deterioro que habían sufrido por su uso continuado durante cientos de años como por desafortunadas intervenciones anteriores”.

 

Diana Díaz del Pozo ha reiterado  además “el firme compromiso del Ayuntamiento de Alcalá de Henares en la conservación del importante legado bienes del que es poseedor”.

 

La restauración, que ha seguido el criterio de mínima intervención, tras la documentación fotográfica y la realización de la cartografía de alteraciones, se ha centrado en la recuperación de volúmenes deformados, eliminación de intervenciones anteriores (estaños y soldaduras barnices), sellado de grietas con soldadura en frío, reintegración volumétrica en plata de ley, limpieza y eliminación de la sulfuración de la plata, eliminación de pernos roscados y tuercas y sustitución por otros en plata ley,  tratamiento del alma de madera (limpieza y consolidación química), tratamiento de vástago de hierro roscado interior (limpieza, desoxidación de metal, inhibidor de oxidación y protección final) y, por último, el montaje y ajuste final de las piezas.

 

Del mismo modo se han realizado unas cajas a medida que han de servir para mejorar la correcta conservación de estas importantes obras de arte.

Traducir »