El 23 de abril de 1616 fallecía Miguel de Cervantes Saavedra. Ese día es siempre especial para la ciudad de Alcalá de Henares, que desde 1976 entrega anualmente los Premios Cervantes a la Lengua Española en el paraninfo de la Universidad en recuerdo a su hijo más ilustre, en una fecha siempre cercana al 23 de abril. La situación actual ha hecho que la ya tradicional ceremonia solemne que preside su Majestad el Rey, junto con la presencia de una representación del Gobierno de España y de todo el mundo de la Cultura, haya tenido que ser postergada. Pese a ello, tanto el Ayuntamiento como la Universidad de Alcalá han conmemorado conjuntamente una fecha tan especial en la que nuestra ciudad se siente protagonista y es un motivo de orgullo y de sentimientos muy positivos para los vecinos y vecinas complutenses.

Conmemoración y recuerdo en la estatua de Miguel de Cervantes

Todos los años se deposita una corona a los pies de la estatua de Miguel de Cervantes en la Plaza que lleva su nombre, situada en el corazón de la Alcalá de Henares. Hoy, el Rector, José Vicente Saz, y el Alcalde complutense, Javier Rodríguez Palacios, han mantenido la tradición depositando una corona de laureles a los pies de la citada estatua, un gesto que, según el propio Rodríguez Palacios «simboliza más que nunca la unidad y la lucha de Alcalá contra la adversidad en un día tan importante para nuestra querida ciudad». El alcalde señaló además que «hoy es un día para el recuerdo y el homenaje a las personas golpeadas por el virus en nuestro municipio y muy especialmente también a todo el personal sanitario del Hospital Príncipe de Asturias que sigue trabajando de forma incansable para salvar vidas». Rodríguez Palacios concluyó lanzando un mensaje de apoyo y esperanza a los complutenses asegurando que «nuestra ciudad sabe sobreponerse a la adversidad y muestra de ello es el evento de hoy que busca, además, recordar a todos que Alcalá de Henares siempre ha vencido y esta vez, a pesar de ser una de las ciudades más golpeadas, también vencerá».

Por su parte, el Rector de la Universidad de Alcalá, José Vicente Saz, destacó que «para la Universidad de Alcalá, el 23 de abril es una de las fechas más importantes del año, una de las citas más significativas, en la que la lectura y la escritura son las grandes protagonistas. Hoy no es posible en nuestro Paraninfo acoger la ceremonia de entrega del premio más importante de la literatura en español, pero, igualmente, y a pesar de la grave crisis que estamos viviendo, no queremos dejar de conmemorar este día y la vida y obra de nuestro ilustre escritor, Miguel de Cervantes».

El acto, en el que participaron todos los portavoces municipales, concluyó con un minuto de silencio en memoria de todas las personas víctimas del COVID-19.